Decorar

El papel para cocinar y hornear SAGA es excelente para decorar. Hay muchas más maneras de utilizar SAGA. ¡Deje volar su imaginación! Aquí le damos algunas ideas.

Puede fabricar una manga desechable para nata montada, salsas dulces (por ejemplo sirope de frutas del bosque, toffee y chocolate) así como mayonesa y otras salsas saladas; sólo tiene que cortar el extremo de la manga con el tamaño y la forma adecuados.

Realice con la manga patrones decorativos de chocolate fundido sobre una hoja de papel y póngalos en el frigorífico para que se endurezcan. El papel también resulta muy útil para hacer y transferir decoraciones hechas con mazapán, pasta quebrada o pan de jengibre. Su superficie no adhesiva garantiza que las decoraciones se puedan retirar fácilmente cuando sea necesario.
Puede utilizar el papel para hacer plantillas para la decoración de tartas. Por ejemplo, puede dibujar las diferentes secciones de una casa de pan de jengibre en el papel con un lápiz.

¿Por qué no utilizarlo para forrar un plato para tartas? Al humedecerse, el papel para cocinar y hornear es más resistente que una blonda normal y no se rasga tan fácilmente al cortar la tarta. Puede crear sus propias decoraciones o, si tiene prisa, puede reforzar una blonda con una hoja de papel de hornear, hasta donde empieza el borde decorado.

Si lo que desea es crear desde conos a «bolsitas de golosinas», el papel para hornear se puede plegar y cortar exactamente como desee. Puede envolver el hueso de un muslo de pollo que desprenda grasa para crear un adorno al estilo americano, atado con un poco de hilo. ¡Definitivamente una opción mucho más ecológica que el papel de aluminio!

Recetas relacionadas